Usamos cookies propias y de terceros para mostrar publicidad personalizada, consideramos que usted acepta su uso al navegar por el sitio. Información
envia

En el jardín

» » En el jardín

Hace mucho tiempo atrás había un niño llamado Joaquín, era un niño tranquilo antes los ojos de la gente, pero ocultaba algo. Los padres de Joaquín habían muerto por lo que vivía con sus tíos, una noche sus tíos decidieron salir a cenar, creían que Joaquín dormía pero en realidad no era así, cuando sus tíos se fueron el bajo las escaleras y fue por Toby, el perro que sus tíos habían comprado hace algunos años; Toby era parte de la familia, sus tíos lo querían mucho, Joaquín lo enterró en el jardín vivo.

Los tíos de Joaquín llegaron muy tarde por lo que no se percataron de la falta de su perro hasta la mañana siguiente, lo buscaron desesperadamente, la tía de Joaquín estaba muy triste, lloraba sin parar, por lo que su esposo decidió comprarle otro perro, era un hermoso cachorro, se encariñó muy rápido de él, pasaron los años y el perro había creció mucho, ya tenían cachorros, una noche decidieron salir al cine, le pidieron a Joaquín que los cuidara mucho.

Al regresar del cine, se percataron que sus perritos se encontraban durmiendo, o eso parecía, por lo que no hicieron nada, al otro día fueron a verlos para dar una vuelta pero ya no estaban sus perros, Joaquín estaba enterrando algo en el jardín y fue ahí cuando se dieron cuenta que él había sido el culpable, comenzaron a reclamarle y a regañarlo, el comenzó a ponerse muy violentó y comenzó a gritarles y cuando menos se lo esperaron los golpeó con la pala con la que estaba enterrando a los perros, los llevó a su habitación y los amarró al pié de la cama y su destino fue el mismo que el de los perros, al final, se quedaron junto a sus amados animales.